Lo que no debe olvidar al dar mantenimiento a un sistema de control

Limpieza general, verificación de la buena conexión de cables en terminales, vigencia de certificados de calibración de instrumentación de campo, son importantes actividades dentro de la rutina de mantenimiento preventivo de un sistema de control que se compone de equipos electrónicos como PLC, pantalla HMI, variadores de frecuencia, controladores de temperatura, etc.

Con la excepción de sensores y actuadores mecánicos, un sistema de control no incluye partes móviles, y por tanto, la vida útil de sus componentes es muy larga, siempre y cuando las protecciones ante condiciones ambientales y disturbios en la fuente de energía están correctamente instaladas.

Pero una cosa es la vida útil y otra es el ciclo de vida de un componente de control.

En el caso de componentes electrónicos, el mantenimiento preventivo no es garantía de continuidad. Una falla grave se puede dar de la noche a la mañana (especialmente en la noche), sin previo aviso.

Erde Automation

El ciclo de vida de un componente indica la fecha límite que el fabricante brindará soporte técnico y repuestos para el equipo. Después de esta fecha no habrán garantías, y por tanto una falla que actualmente es fácil de resolver, con un repuesto o un experto en el producto, se convertirá en un problema prolongado, que afectará la producción si el sistema es parte de una máquina crítica.

Llegando al punto de este artículo, nuestra recomendación es que en cada orden de trabajo de mantenimiento a un sistema de control, no olvidemos tomar los datos de placa de cada componente programable del sistema (PLC, HMI, PC, variadores de frecuencia, etc.) y luego investiguemos las respuestas a estas preguntas:

¿La fecha límite de ciclo de vida anunciada por el fabricante del equipo está en el futuro?

¿Contamos con un componente de repuesto idéntico?

¿Contamos con una copia de respaldo del programa de aplicación?

¿Contamos con el software y cable de programación?

¿Contamos con personal interno que pueda resolver una falla, o tenemos el contacto de una empresa local que pueda brindar soporte?

¿El sistema de control no es crítico para la producción?

Si ha respondido con “No” a alguna de estas preguntas, es hora de pensar en un plan para minimizar los riesgos y consecuencias de una falla de este equipo.

En el caso de componentes electrónicos, el mantenimiento preventivo no es garantía de continuidad. Una falla grave se puede dar de la noche a la mañana (especialmente en la noche), sin previo aviso.

Debemos estar preparados, tomemos esto en serio.

Otras publicaciones de interés...

Lo más leído...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.